Mi querido Pedro


Me siento a escribir de Pedro y a estas alturas de la tarde me encuentro con que ya se ha dicho todo de él, todo lo bueno, lo que importa. Veo que los medios están llenos de las palabras cariñosas de muchísima gente que le conoció bien y que compartió con él cosas importantes. Veo que casi todo el mundo coincide y que era una persona muy querida y valorada. Por eso, ahora, voy a permitirme hablar un poco de mí. De mí con Pedro. Y puedo contar que cuando hace pocos meses se supo que iba a ser diputada en la Asamblea de Madrid el primer mensaje de felicitación que recibí fue el suyo. Y yo me imaginé que estaríamos otra vez juntos, como juntos hemos estado durante más de 20 años en una lucha que nunca supusimos  que nos fuera a llevar tan lejos. Ayer se abrió el periodo de sesiones y yo estaba en mi sitio, pero el lugar que tenía que haber ocupado Pedro estaba vacío. Se me hacía muy raro estar allí sentada, donde yo nunca pensé estar y que él, en cambio, que siempre quiso estar en la política institucional, no estuviera. De haber estado en su banco, estoy segura que me hubiera guiñado un ojo cuando los diputados y diputadas de Podemos pronunciamos nuestra heterodoxa promesa sobre la Constitución y el Estatuto de Autonomía que hizo revolverse a las bancadas del PP.

Seguir leyendo: eldiario.es

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: